Empezar a trabajar desde casa

Cómo empezar a trabajar desde casa

Empezar a trabajar desde casa, puede suponernos algo complicado. O en otros casos, tomárnoslo muy a la ligera.

Lo que si es cierto, es que la tendencia es cada vez mayor en los trabajos de hoy en día. Cada vez son más los trabajos que te ofrecen la posibilidad de empezar a trabajar desde casa.

Ya seas comercial online, arquitecto, consultor, o en definitiva, cualquier trabajo que no te someta a priori, a un contacto directo con el cliente, o a tener que mantener un almacén.

Es por ello, que empezar a trabajar desde casa puede parecer algo sencillo en un principio.

Una de las primeras ideas que tenemos, es la de sentarnos en cualquier sitio y a cualquier hora, ya que el trabajo lo tenemos a mano.

Y estos son los dos grandes errores que primero tomamos, el lugar y el horario.

En este post, os vamos a dar algunas ideas de como empezar a trabajar desde casa:

1. El lugar del trabajo
Empezar a trabajar desde casa

Independientemente del trabajo al que te dediques, hay dos cosas que necesitarás aunque parezca obvio: una mesa y una silla.

Y recalcamos lo de «parezca obvio», porque muchas veces nos tomamos a la ligera el sentarnos en cualquier lugar a trabajar. Un sofá, la encimera de la cocina, o cualquier lugar donde podamos sentarnos.

Es por ello, que deberemos encontrar un lugar idóneo para ello.

Una esquina, cerca de la ventana, donde poder colocar nuestra mesa sería lo ideal. Pero sobre todo, que esté bien diferenciado del resto del hogar (una habitación aparte sería idóneo).

2. La gestión del horario

Para las personas más obstinadas, este es un punto muy importante. Ya que por tener el trabajo desde casa, nos creemos que cualquier hora es buena para trabajar. Y no es así.

Debemos tener en la mente, como si estuviéramos en la oficina. Marcarnos unos horarios, ya sea bien por la mañana, por la noche, a primera hora… . Ya es de libre elección.

Lo que si es importante, es marcarse una rutina, en la que siempre sea nuestro horario de trabajo. Esto hará que nuestra concentración sea mayor. Ayudaremos a nuestro cerebro a saber cuales son las horas de trabajo y cuales las de descanso.

3. Evita cualquier tipo de distracción

Intenta no poner tu lugar de trabajo cerca de un televisor, cuarto de los niños, o cualquier zona que pueda distraernos de nuestro trabajo.

Recuerda que se trata de empezar a trabajar desde casa, creándote tu propia oficina.

4. Conectividad ante todo

Las tecnologías hoy en día, están permitiendo, que no tengamos que estar al lado de nuestro compañero para compartir el trabajo.

Es por ello, que debemos asegurarnos de tener una buena conexión a internet, la cual nos permita estar en contacto con todo nuestro equipo o clientes sin problemas.

5. Almacenaje

Aunque estés en casa, recuerda que estas creando tu oficina. Ten a tu disposición alguna zona, separada de la vajilla, donde guardar tus cosas del trabajo.

Así, evitaras que se te puedan perder documentos, o mezclar archivos con los dibujos de tus hijos …

Como puedes ver, empezar a trabajar desde casa no es complicado. Lo que sí, es tener en cuenta ciertos factores para que tu trabajo sea lo más cómodo posible.

Desde Homeoffice, nos gusta siempre dar nuestros consejos a la hora de crear una oficina en casa.

Share
oficina en casa pequeña

Cómo crear una oficina en casa pequeña

Cuando tratamos de utilizar un espacio de nuestro hogar para trabajar, nos gusta utilizar y ocupar el menor espacio posible. Crear una oficina en casa pequeña, que nos libere espacio, no es nada difícil.

Como siempre decimos, para crear una oficina en casa pequeña, dependerá de a lo que nos dediquemos.

Ya que dependerá mucho del espacio que vamos a necesitar. No es lo mismo lo que necesita un community manager, que un arquitecto.

Partiendo de ello, lo ideal es buscar una esquina, lateral o tras – sofá. Sitios que normalmente demos poco uso.

Así, además de aprovechar el espacio, no nos quitará sitio de otros lugares.

Una vez con ello, empezaremos con el mobiliario. Existen infinidad de muebles para una oficina en casa pequeña. De bastante utilidad y reducido espacio.

Cuando se trata de montar una oficina en casa, lo primordial es escoger mobiliario que se encajen con una decoración de hogar.

Pero no debemos olvidar su principal función: trabajo. Si nos centramos solamente en la decoración o lo «bonito», podemos caer en el erro de escoger mobiliario sin ninguna utilidad.

Lo ideal, es escoger muebles esquineros, mesas desmontables o abatibles, que podamos usar o liberar en momentos dados.

Oficina en casa pequeña
Oficina en casa pequeña

Las mesas, deben ser amplias, ya que normalmente necesitaremos de bastante espacio para nuestro trabajo. Ya se reducirán espacios con otras cosas.

Para el almacenamiento, aprovecha estanterías, cajones o vitrinas que ya dispongas en la sala. Así, no necesitarás de otros muebles que ocupen más espacio.

Mesa de oficina con almacenamiento
Mesa de oficina con almacenamiento

En cuanto a las sillas, el que trabajes desde casa, no significa que utilices cualquier silla de comedor. El cuidar de tu espalda y la ergonomía es lo primordial. Una silla de ruedas pequeña que puedas guardar bajo la mesa, o trasladar a otra sala, liberará espacio.

Por último y no menos importante, la iluminación. Trata de conseguir un espacio cerca de ventanas que te den luz natural.

luz natural en oficinas
Luz natural en oficinas

Además, apóyala con luz artificial, que no te provoque sombras y distracciones en tu trabajo.

Share
oficina de autónomo en casa

Cómo crear una oficina de autónomo en casa

¿Eres autónomo? ¿Trabajas desde casa? Entonces necesitarás tener una propia oficina de autónomo en casa. Un lugar donde hacer de tu trabajo aún mas profesional.

Hoy en día, son cada vez más los tipos de trabajo que se hacen fuera de una oficina. Por lo que se nos hace más necesario, crearnos una oficina de autónomo en casa.

Consultores, freelance, comerciales, y un largo etcétera de profesiones, que cada vez necesitan menos de ir a una oficina.

Gracias a la globalización de internet, con un ordenador y una buena conexión, podremos trabajar desde donde queramos. Pero no por ello, debemos descuidar nuestro lugar de trabajo.

Esto es así, que nos creemos que con nuestro portátil y un lugar donde sentarnos, lo tenemos todo hecho.

Nada más lejos de la realidad, con la oferta existente, podemos crearnos una oficina de autónomo en casa, de forma rápida, sencilla y para todos los gustos. Ser profesional, no cuesta tanto hoy en día.

Oficina de autónomo en casa
Oficina de autónomo en casa

Existen diversos mobiliarios, fácilmente integradores con nuestra decoración del hogar. O bien, perfectos para crear un despacho en una habitación independiente, para poder atender a posibles clientes que nos visiten. Todo dependerá del tipo de trabajo que tengamos.

Escritorio para oficina de autónomo en casa
Escritorio para oficina de autónomo en casa

El movernos en un entorno de trabajo, pero con el ambiente de nuestro hogar, hará que nuestra tarea sea más amena y nos sintamos más profesionales. Es importante separar nuestro lugar de trabajo de nuestra vida cotidiana, aunque se trate de la misma vivienda.

Ante todo, deberemos fijarnos en nuestro tipo de trabajo. Si se trata de un sector en el que no tendremos visitas, o lo hagamos todo a través de ordenador, lo ideal será integrarlo con nuestra decoración. Cualquier lugar de la casa servirá.

Por otro lado, si somos abogados, nos dedicamos a los seguros, o cualquier otro trabajo donde solamos tener visitas, es mejor tener una habitación reservada para ello. Elegir una mesa más profesional, así como tener sitio para los clientes será profesional. Que el trabajar desde casa, no sea un punto negativo a la imagen de la empresa.

Share
mesa-de-oficina-con-estanteria-modelo-armonia-

Diferentes estilos de oficina en casa

La principal ventaja de trabajar desde casa, es poder elegir la decoración y mobiliario de los diferentes estilos de oficina en casa.

Dependerá sobretodo de tus gustos a la hora de decorar. Elegir los estilos de oficina en casa, debe ser algo en lo que pensar.

No debemos olvidarnos, de que se trata de un lugar de trabajo, pero, ¿Por qué no hacerlo más ameno?

Y es que, desde diferentes estudios, indican que nuestro entorno, afecta y mucho a la hora de trabajar.

Dicho esto, si tienes la suerte de poder trabajar desde tu hogar, te ofrecemos tres ideas para amueblar tu oficina en casa.

Diseño modernista

Es el diseño más utilizado actualmente. En él, se deben utilizar tanto mesas como sillas, que sin perder su utilidad, den una sensación de diseño y modernismo.

Diseño modernista oficina en casa
Diseño modernista oficina en casa
Sillón oficina en casa
Sillón oficina en casa

Con este estilo se consigue profesionalidad a la vez que diseño.

Estilo para los mas clásicos

El estilo clásico es algo que nunca perderá su hueco. Dar un toque de profesionalidad, hará dar confianza a tus clientes.

Escritorio oficina en casa
Escritorio oficina en casa
Sillón oficina profesional
Sillón oficina profesional

Debido a sus diseños, el estilo clásico siempre dará seriedad. Está más indicado para profesionales senior, o con más proyección de carrera.

Estilo nórdico

Otro de los estilos, que además darán cierta decoración a los estilos de oficina en casa, es el estilo nórdico.

Al hablar de oficina en casa, este estilo viene perfecto para su integración. Ya que el estilo escandinavo, al igual que el industrial, es fácil de encajar en cualquier decoración que tengamos en el hogar.

Escritorio oficina nórdico
Escritorio oficina nórdico
Cajonera oficina estilo nórdico
Cajonera oficina estilo nórdico

Como puede ver, este estilo ofrece más capacidad de elección de diseños y colores. Es por ello que nos da la oportunidad de hacer pasar desapercibido nuestra oficina dentro de un salón.

Si busca muebles para su oficina en casa, no dude en visitar un gran catálogo al mejor precio. Somos profesionales. Véalos aquí

Share

¿Eres de oficina o de homeoffice?

A la hora de elegir el sitio en el que vas a montar tu oficina, ya sea en casa o sea en cualquier otro local abierto al público, deberás tener en cuenta algunas cosas que aunque parezacan nimiedades no lo son, y tenerlas en cuenta a la larga te facilitará muchísimo tu trabajo diario.

Y tú, ¿eres de oficina o de homeoffice?

Fuera de casa 

Si eres de los que necesitan o quieren una oficina fuera de casa, presta atención.

homeoffice.es

Lo primero que tendrás que buscar será el local con las medidas que se ajuste a tu necesidades en todos los aspectos, es decir no vale de nada comprar o alquilar el local más pequeño en la mejor zona de la ciudad ni viceversa. No va así la cosa, desde homeoffice.es, recomendamos que escogas basandote en el equilibrio. Es decir haz una media entre las características buenas del local. Más vale un local más pequeño y más caro en una zona en la que mis clientes potenciales se muevan, que uno barato y espacioso en una zona donde probablemente mi tipo de clientela no se mueva. Tendrás que sopesar lo negativo y lo positivo de cada uno y establecer una media, sumando todos los factores de cada uno, sólo así sabrás cual es el adecuado.

El segundo factor que es importante tener en cuenta es la situación geofráfica, la ubicación de tu oficina. Deberás plantearte si es fácil llegar a él o no. Por regla general los negocios con fácil acceso para el cliente fracasan no porque no trabajen bien, sino porque en los tiempos que corren en los que se hacen mil cosas al día, nadie está dispuesto a perder más de media hora en traslados, menos aún para buscar un servicio que puede encontrar a 10 minutos.  Por tanto en cuanto a la ubicación lo mejor es por optar por zonas de fácil aparcamiento o por zonas en las que llegue el transporte público que no estén desmasiado a lejadas de la urbe.

homeoffice.es

Otra cosa que hay que tener en cuenta son los ruidos. Piensa que si te instalas en un lugar demasiado ruidoso problablemente acabes psicologicamente agotado. Se ha demostrado que estar expuestos a ruidos mientras se trabaja, provoca falta de concentración, estres, irritabilidad y a la larga problemas de audición. Por tanto si puedes evitar las zonas industriales o zonas de tráfico excesivo mucho mejor. Si esto no es posible opta por la insonorización. Hoy días hay ventanas que reducen la entrada de ruidos con un óptimo resultado.

Un Homeoffice

Si eres de los que se plantean tener la oficina en casate recomendamos que la ubiques en el lugar más tranquilo de la casa. Si tienes la posibilidad de situarla lejos de las zonas más transitadas de la casa mucho mejor, esto evitará muchas distracciones inncesarias ya que los ruidos de la vida cotidiana harán que pierdas la concentración continuamente. homeoffice

Así mismoo tendrás que pensar si en ella recibirás clientes o no. Si eres de los que sí, en este caso, lo ideal sería poder habilitar un espacio a la entrada de la casa, para evitar pasar al cliente por todo tu hogar. Atendiendo a la distribución de tu casa, plantéate encontar un pequeño rincón donde recibir al cliente.

En cuanto a los ruidos también en casa son importantes, la insonorización de ventanas te reportará muchos beneficios, sobre todo si tienes unos vecinos muy ruidosos o vives en una zona muy transitada.

Recuerda que tener la oficina en casa es más fácil de lo que parece y en Homeoffice. es estamos para que lo consigas.

 

Share

¿Cómo decorar tu espacio de trabajo?

Si estás pensando en redecorar  tu oficina o vas a montar tu primer espacio de trabajo hay algunas cosas que deberías tener en cuenta.

Algunos piensan que al decorar un espacio lo único que hay que tener en cuenta son aspectos básicos como el espacio, el presupuesto y tu propio gusto, y su bien todo esto es cierto que hay que tenerlo en cuenta, también hay que tener en cuenta la personalidad que queremos impregnar en ese nuevo espacio, la actividad que vamos a llevar a cabo en ese espacio, las personas que van a estar en él y por supuesto la comodidad y la funcionalidad del mismo.

A menudo podemos ver oficinas que son preciosas pero que son muy incómodas para trabajar o incluso que no reflejan el tipo de actividad que en ellas se desempeña y tal y como hemos referido en anteriores post esto es un gran error de cara a tu profesionalidad y la sensación que ofreces a tus clientes, por tanto recordad esto que os decimos.

¿Cómo decorar tu espacio de trabajo?

Para ello cuidad: 

El uso del espacio: De qué nos sirve abigarrar la habitación con muebles que luego no vamos a usar, de nada, por lo tanto opta por poner los muebles que vayas a usar lo demás sólo resta espacio y seguramente también luminosidad.

homeoffice.es

Se practico: Los muebles que incluyas en tu oficina han de ser cómodos y prácticos, desecha muebles de complicada apertura o de difícil acceso, la función de estos es facilitarte la vida por tanto en los de almacenaje opta por los que aprovechan bien su interior y son amplios para guardar todo lo que necesitas. Elige muebles pequeños y bajos para guardar todo aquello que vayas a necesitar más a menudo y colócalo cerca de ti pero sin obstaculizar el paso o tus movimiento cerca de la mesa de oficina. 

La decoración no debe gustarte sólo a ti, a tus posibles clientes también: Evidentemente tu oficina debe gustarte, sentirte bien hará que trabajes mejor, pero si eres de los que tienes que recibir a clientes, recuerda que la oficina también es para ellos, si se sienten cómodos te los habrás ganado para siempre. Intenta en la medida de lo posible adaptar tu oficina al tipo de oficio que desempeñes en el, transmite la filosofía de tu negocio en la decoración de tu despacho. Por ejemplo si tienes una agencia de publicidad, tus clientes esperaran una oficina colorida muy moderna y creativa, sin embargo si tienes una gestoría tu cliente esperara un despacho más serio con colores neutros y muebles muy funcionales de líneas simples pero elegantes.

Se original: Que cojas como ejemplos espacios ya decorados es muy buena idea para comenzar, para hacerte una idea aproximada de como comenzar, pero no copies exactamente todo. Se más original, puedes mezclar varios estilos, y sobretodo incluye un toque personal, algo que no hayas visto antes pero que creas que puede quedar bien, algún cuadro, una alfombra, una pequeña escultura, en definitiva un toque personal que haga tuya la oficina y que impregne la esencia de la persona que allí trabaja.

off

 

Share

Planificación, la clave de las vacaciones

Ya hemos dicho mil veces lo importante que es organizarse, pero ahora que están las vacaciones a la vuelta de la esquina más aún.

Tanto si eres de los que se van fuera, como si eres de los que se quedan en casa, pero te has podido permitir cogerte al menos algunos días de descanso necesitas una planificación. 

Siempre hemos mantenido desde homeoffice, que una buena planificación de los tiempos de trabajo y las tareas, ayuda no sólo al mejor funcionamiento de tu empresa y a un aumento de tu rendimiento a largo plazo, sino que también evita episodios de estrés y ansiedad innecesarios.

Holiday

Con la llegada del verano esta planificación toma aún más importancia por varias razones.

La primera y más evidente es que con el calor es más difícil concentrarse por lo que es aconsejable que aprovechemos las primeras horas de la mañana para hacer las tareas que requieren más concentración y dejar las más amenas para horas más pesadas. Igualmente si tenemos que salir de la oficina a hacer alguna que otra gestión aprovechar las primeras horas, nos evitará el golpe de calor de horas en las que el calor aprieta más como es el caso de los medios días.

La segunda razón de por qué es importante la planificación del trabajo durante la etapa estival, es por las vacaciones de los otros. Durante el verano tienes que tener en cuenta que muchas empresas cierran durante unas semanas, otras cambian su horario, o hay vacaciones de personal con los que estás acostumbrado o tienes que tratar, en ocasiones se dan hasta las tres cosas a la vez, por tanto ten en cuenta todo esto a la hora de hacer tus gestiones, porque después puedes encontrarte con una sorpresa desagradable como es el no poder entregar algún documento, obtener alguna información que necesites o simplemente obtener un servicio.

La tercera y la que más dependerá de ti son tus vacaciones. Si eres de los afortunados que van a viajar, por muy cerca que sea, seguro que semanas antes ya tienes la cabeza puesta en el destino, lo que tienes que llevar, lo que tienes que preparar, lo quieres hacer antes de irte, pues seguro que con todas esas cosas en la cabeza, algo te dejas atrás, por tanto como siempre te decimos en homeoffice, coge un calendario y apunta en el todo lo que tengas pendiente de hacer de aquí a que te vayas e incluso cosas que tengas que hacer en los primeros días de tu vuelta. Tener todo esto por escrito delante de ti, te ayudará a tener una perspectiva de los tiempos y las tareas que psicológicamente te predispondrá a trabajar mejor y por tanto obtendrás mejores resultados, evitando prisas de último momento y ansiedad.

Si eres por el contrario de los que se quedan en casa, pero han decidido coger algunos días libres, el consejo es exactamente el mismo que para los que se van. Aunque estés en casa, aléjate de la oficina. A no ser que haya una urgencia, que sea muy urgente, no vuelvas al trabajo. Si lo dejas todo bien organizado antes de comenzar tus vacaciones, podrás disfrutar mucho mejor, con más tranquilidad y satisfacción del trabajo hecho en tus días de vacaciones, tan necesarias para descansar y recargar las pilas.

Si eres de los que no tienen o no cogerán vacaciones, recordad que es importante descansar, y desconectar del trabajo aunque sólo sea los fines de semana. El trabajo ininterrumpido puede crear fases de agotamiento tanto físico como mental, además de un estado de irritabilidad o tristeza dependiendo de la persona, por ello descansa lo que puedas y descansa como quieras.

 

Share

Lo metálico vuelve a las oficinas

Han vuelto y con buenos resultados.

Si bien en temporadas anteriores el metal y los metalizados se desecharon de las ideas de decoración, estos materiales y tonos vuelven con más fuerza que nunca también para el entorno de las oficinas y por supuesto de las oficinas en casa o homeoffice

Hay muchas formas de encontrarse con los metales en esta nueva tendencia decorativa, y si os interesa, seguid leyendo porque os daremos pistas de cómo podéis darle a vuestra oficina ese toque de elegancia y estilo aplicando unas sencillas ideas.

Las mesas 

Las mesas ya no tienen porque ser de madera, ahora hay infinitas posibilidades. Entre estas posibilidades tendrás que escoger si la quieres de material metálico en su totalidad o si lo que queréis es cualquier otro tipo de material que imite el metal, el acero, etc. pero conservando el color plata, metal, cromo, etc. Además de estas posibilidades también cabe la idea de adquirir una mesa de escritorio de materiales metálicos en otros colores. Como siempre en decoración, para gustos los colores.

Eso sí antes de adquirir la mesa que contenta elementos metálicos comprobad que esta no supone un peligro para trabajar en ella, como por ejemplo que tenga bordes afilados, esquinas puntiagudas etc. Es decir comprueba que está homologada para trabajar en ella o que al menos en su fabricación han sido detallistas para con la seguridad.

soleá homeoffice.es
Mesa de despacho con patas metálicas y tapa de cristal de homeoffice.es

Las sillas 

Las típicas sillas forradas en tela que podemos ver seguro en cualquier despacho e incluso en cualquier biblioteca, ya no se llevan para las oficinas en casa. La típica giratoria con ruedas en tejido azul o negro, que seguro que todos hemos tenido alguna vez, está perdiendo la batalla contra los nuevos modelos metálicos, que en realidad no son nuevos, si no que los hemos rescatado de temporadas pasadas y de los clásicos del diseño.

Aunque elijamos una silla metálica, por ser de materiales metálicos no podemos renunciar a la comodidad, sobre todo si vamos a pasar horas trabajando en ella, así como tampoco es recomendable elegir una cuyo peso sea elevado, ya que a la hora de movernos por el espacio cargar con la silla para levantarnos o acercarnos a la mesa, si esta silla es muy pesada, a la larga nos supondrá un auténtico calvario.

bert homeoffice.es
Silla modelo Bert de homeoffice.es. Aunque es de material metálico, es muy ligera y cómoda para el trabajo en oficina, por la forma de su respaldo.

Los complementos. 

Los complementos que decoran una oficina son los que aportan la personalidad a esa oficina, los que le dan vida.

Incluyendo una lámpara en materiales metálicos el espacio tornará a una elegancia natural y sencilla que hará de la oficina un lugar de trabajo agradable y sofisticado.

Si además también incorporas algún que otro marco de fotos en colores metálicos ya sea en la mesa o en cualquier estantería que tengas, además de personalizar con esas fotos el ambiente, dará un toque más cercano, que tus clientes si se da el caso de que te visiten a tu oficina agradecerán, ya que conocer un poco más a quien estas contratando da más confianza y seguridad.

 

 

 

 

Share

Emprender y no fracasar. Errores y sugerencias

En los tiempos que corren hacerse autónomo o trabajar por cuenta propia, parece una de las mejores alternativas. Con la alta tasa de desempleo el trabajar por tu cuenta es una buena manera de ganarte el pan sin esperar o depender de otros. Más si tienes pensado trabajar desde casa, es decir practicar el homeoffice. 

Pero no todo es tan fácil y los que ya han comenzado esta andadura lo saben y podrán estar de acuerdo. Hay muchas cosas a tener en cuenta, no sólo de aspectos de viabilidad económica para comenzar cualquiera que sea el proyecto, si no también aspectos como el lugar dónde vas a trabajar, si vas a alquilar una oficina, o si vas trabajar desde casa ,  la espera a la llegada de clientes y en muchos casos la motivación que en ocasiones está al 100% pero en otros roza la línea roja del desaliento.

homeoffice.es
No importa el dónde lo comiences a hacer, si no lo que hagas y como lo hagas.

Pues bien en cuanto a estas premisas, has de adoptar siempre una actitud lo más positiva posible, viendo las cosas más blancas que negras no te encerrarás en la imposibilidad de las soluciones, si no que dejas a tu mente un resquicio de claridad abierto para que encuentre una salida, si no exitosa,  si al menos aceptables.

El secreto de muchas empresas que han tenido éxito a la hora de emprender se han basado en una buena idea, pero también en la manera de cómo han afrontado el emprendimiento.

Emprender y no fracasar. Errores y sugerencias

1. Muchos comienzan una empresa sólo pensando en el beneficio económico. Efectivamente una empresa se crea para ganar dinero, pero piensa que también has de sentirte satisfecho con lo que haces. Si no te gusta tu trabajo, lo que haces y lo que ofreces, tarde o temprano te cansarás, comenzará la desgana y esta repercutirá en el resultado final de tu trabajo y por tanto en los beneficios que obtengas de el, por tanto no sólo pienses en dinero.

homeoffice
No sólo pienses en lo que podrás ganar, apuesta por ganar dinero haciendo lo que te gusta y para lo que eres bueno.

2. Los hay que comienzan una idea de negocio pensando sólo en lo que hacen los demás, mirando a la competencia, pero aunque haya que tener en cuenta a la competencia para conocer tu mercado de trabajo e intentar mejorar lo que ya haces, no todos los negocios son iguales aunque hagan lo mismo, por tanto céntrate en hacer aquello en lo que seas bueno. Destaca por lo que se te da bien y no pares de mejorar e innovar, sin depender de tu competencia. Si te haces grande por ti mismo el cliente sabrá apreciarlo.

3. Si bien en el punto anterior te animábamos a potenciar tus habilidades y a que apostaras por ellas, en este te aconsejamos que tampoco pierdas de vista tus carencias. Muchos proyectos que eran a priori una buena idea de negocio, se han ido al traste porque sus impulsores en arrebatos de gran emotividad y superación no supieron ver sus limitaciones y quedaron aplastados por proyectos que les vinieron demasiado grandes, por tanto confía en ti y en tus habilidades, ve creciendo y superando retos que te hagan crecer, pero siendo consciente en todo momento de tus límites y los de tu empresa, en todos los sentidos (económico, recursos humanos, logística, instalaciones etc…)

4. Cuando comienzas un proyecto, debes tener una mente abierta, es decir no encierres en que las cosas han de hacerse de una manera y no de la otra, porque ese pensamiento no siempre va a darte los resultados esperados. Se flexible a los cambios, la clave es la adaptación a cada una de las situaciones a las que tengas que hacer frente.

Recuerda que esto son solo sugerencias y que lo más importante es sin lugar a dudas que creas en tu proyecto y lo cuides, sólo así dará frutos.

Share

¿Cómo afectan las ondas a nuestra salud?

¿Cómo afectan las ondas a nuestra salud?

Estamos continuamente expuestos.

Más aún si trabajas con dispositivos electrónicos. Las ondas electromagnéticas nos rodean por todas partes, por donde quiera que vayamos. Móviles, tablets, ordenadores, teléfonos inalámbricos, wi-fi, todo lo que diariamente usamos para trabajar ya sea desde casa o desde la oficina tiene un gran impacto sobre nuestro organismo.

Las ondas electromagnéticas hace años que están levantando un debate considerable sobre su repercusión en la salud y por ello numerosos estudios realizados por expertos y organismos especializados han intentado medir los efectos de estas ondas electromagnéticas en nuestro bienestar.

Hace algunos años se apuntaba la posibilidad de que estar demasiado expuesto a aparatos emisores de ondas como móviles, ordenadores, teléfonos etc, podían aumentar considerablemente las posibilidades de padecer un cáncer cerebral, pero bien es cierto que otros muchos estudios han desechado esa idea.

dispositivos para teletrabajo, homeoffice
Hoy día cualquiera necesita usar varios dispositivos para trabajar desde casa o en la oficina.

Lo que si apuntan desde la OMS es que estar en contacto constante con ondas puede provocar: 

1. Dolores de cabeza intensos

2. Insomnio

3. Irritabilidad

conexión por cable teletrabajo homeoffice
Si eres de los que trabajas desde casa y puedes elegir tu conexión a internet, apuesta por conectarte por cable.

Para reducir nuestra exposición podemos: 

1. Utilizar el portátil con la batería en vez de tenerlo enchufado. (Si tu batería no aguanta todo el tiempo que necesitas alterna usarlo enchufado y sin enchufar).

2. Mantener el móvil lo más alejado posible mientras no se esté usando.

3. Utiliza en la medida que puedas el manos libres en lugar de ponértelo sobre la oreja.

4. Si puedes utiliza la conexión Internet por cable antes que el wi-fi.

Aunque esto parezca una tontería, desde homeoffice te recomendamos que hagas la prueba e intentes reducir tu exposición. notarás como te sientes mejor, más descansado y con mejor humor.

Share